1. Inicio
  2. >
  3. > Noticias
  4. > Los bulbos de flor se plantan en otoño

Los bulbos de flor se plantan en otoño

Llega el final del otoño; es hora de plantar los bulbos de flor antes de que empiece a hacer frío de verdad. Si plantas tulipanes, narcisos y jacintos ahora, disfrutarás de una primavera repleta de colores y perfumes alegres. Pero, ¿por qué hay que plantarlos ahora mismo? ¿Y pueden resistir las heladas?

Hibernación

La primavera puede parecer estar muy lejos. Aun así, el otoño es la estación indicada para plantar bulbos de flor. ¿Porque tienen que plantarse con tanta antelación? Al plantar bulbos de flor en otoño, se les da el tiempo suficiente para que echen raíces fuertes. Cuanto antes echen raíz, mejor resistirán contra las heladas. Una vez que la temperatura suba otra vez, los bulbos despertarán de su hibernación. Este es el momento en el que comienza el crecimiento y salen las yemas florales del suelo.

226426_aangepast.png 226465_aangepast.png

Heladas

¿Los bulbos de flor plantados pueden resistir el frío? Por suerte, rara vez tienen problemas con las heladas. Esto es gracias a que el bulbo se puede proteger por su cuenta. Lo hacen transformando los almidones en azúcares. Cuantos más azúcares se encuentran dentro del bulbo, más bajo es el punto de congelación. Si tienen suerte, los bulbos tienen grandes cantidades de almidón y, por tanto, resisten muy bien el frío. Aun así, los bulbos pueden secarse si pasan heladas por demasiado tiempo, ya que no pueden extraer humedad.

226484_aangepast.png 226458_aangepast.png

Instrucciones para plantar

Los bulbos de flor primaverales pueden plantarse desde septiembre hasta diciembre. Asegúrate de que se encuentran bajo tierra antes de que lleguen las heladas. Evita lugares en los que la base del suelo no absorbe el agua, como al pie de una colina o debajo de una alcantarilla. Los bulbos pueden acabar ahogándose si están demasiado tiempo en agua debido a la falta de oxígeno. Sigue los seis siguientes pasos antes de plantar bulbos.

  1. Mulle el suelo con una pala en el lugar donde vayas a plantar los bulbos. Así es más fácil de manejar la tierra.
  2. Si no hay espacio para el bulbo en el arriate, puedes ampliar el arriate utilizando un poco de fertilizante orgánico como compost.
  3. Cava un hoyo, con una pala o un plantador de bulbos, y planta dentro de él el bulbo de flor con la punta mirando hacia arriba y la parte más ancha hacia abajo.
  4. Ten en cuenta antes de plantar que la altura del hoyo sea tres veces la altura del bulbo. Por tanto, un narciso de 5 centímetros hay que plantarlo a una profundidad de 15 centímetros.
  5. Rellena el hoyo con la tierra extraída, presionándola un poco.
  6. Riega los bulbos después de plantarlos si la tierra no está húmeda. Esto hará que los bulbos de flor comiencen a echar raíces.

226491_aangepast.png

Compartir esta página:
To Noticias