1. Inicio
  2. >
  3. > Todo sobre los bulbos
  4. > Mantenimiento y cuidados

Mantenimiento y cuidados

El cuidado de los bulbos es muy sencillo. Muchos bulbos pueden incluso permanecer durante años en el mismo sitio, y se propagan por sí mismos mediante semillas o crecimiento espontáneo del bulbo, en un proceso denominado “naturalización”. Los narcisos, los crocos, el acónito de invierno, las anémonas, las campanillas de las nieves, las escilas y los lirios racimosos (Muscari) llegan a formar, con el tiempo, extensos tapices de flores.

Algunas plantas, como el tulipán y el jacinto, florecen abundantemente el primer año, pero en los años siguientes el bulbo degenera y la floración es cada vez más escasa. La excepción son los tulipanes botánicos.

Algunas sugerencias para disfrutar durante largo tiempo de los bulbos de flor:

Compartir esta página:
To Todo sobre los bulbos